Entrevista a Javier Moro


Por Eduardo Boix y Marina Vicente

El escritor que conquistó al mundo con Pasión India llega hoy a la Feria del Libro de Alicante con su última novela A flor de Piel.

¿Usted es ante todo un aventurero?

No soy un aventurero, soy escritor. Lo que pasa es que muchas de mis historias ocurren en países lejanos, o en entornos exóticos.  

«Viajó durante tres años por la Amazonia en avioneta, canoa, autorcar e incluso a pie para reconstruir la historia de Chico Mendes, un humilde cauchero que se convirtió en símbolo internacional de la defensa del medio ambiente” ¿Cual fue el germen de esta historia?

Había estudiado antropología e historia en la universidad, y varias de mis asignaturas tenían que ver con America latina. Cuando asesinaron a Chico Mendes, quise ir a conocer de primera mano lo que su lucha había significado y me encontré con un mundo desconocido, el de los seringueiros, los recolectores de caucho que habían sido olvidados en la selva del Amazonas después de que fuesen llamados a colaborar con el esfuerzo de la segunda guerra mundial. Era una historia prácticamente desconocida, y me lanzo de lleno.

Se ha dedicado al mundo audiovisual ¿Tiene algún proyecto entre manos?

Javier_Moro_copy_Elena_Blanco_1_thumb_700-e1441900982932Durante varios años, me dediqué al cine, y acabé trabajando en la producción y en la escritura de Crónica del Alba, la primera obra de Ramón J. Sender que se llevaba a la pantalla. Pero la verdad es que no me gusta trabajar en el cine porque rara vez se tiene el control de lo que uno hace. La literatura, escribir tu propio libro, te permite ser dueño de tu tiempo y de tu trabajo. Cuando dejé el cine para dedicarme a escribir mis libros, me daba la impresión de que abrazaba la libertad.

En su obra pesa el continente asiático ¿Cuál es su lugar preferido del mundo?

Sin duda es la India. Es un mundo dentro del mundo. Un mundo rico en historias, inacabable, inabarcable casi diría. 

En su ultima obra «A flor de piel» trata de la epopeya de Real Expedición Filantrópica de la Vacuna, que incorpora los últimos descubrimientos sobre el personaje histórico de Isabel Zendal, la enfermera que acompañó a los niños que formaron parte de aquella gesta, considerada como ‘una de las mayores empresas humanitarias de la historia’ ¿Qué le llevo a esta historia y no a otra?

Nunca se sabe muy bien que te lleva a una historia. Es como la atracción por una persona ¿porque esa y no otra? Hay algo misterioso en ello, que tiene que ver con el misterio de la creación artística. El caso es que esa historia espoleó mi curiosidad, quise saber como semejante aventura había sido posible, quise conocer a esos personajes, quise dar vida a los protagonistas de una hazaña tan increíble y exitosa. Al contar esa historia, me daba la impresión de que no solo contaba una buena historia, sino que tambien rescataba a unos heroes del olvido. 

El amor a la humanidad es parte de su obra, sus libros siempre tratan de personas enamorados a la vida ¿Qué tienen de usted sus libros?

Todos los libros tienen mucho de los autores que los han escrito. la propia personalidad del autor da forma a una historia, y contenido. Son casi inseparables. 

¿Tiene algún ritual a la hora de escribir? ¿Cumple horarios?

Necesito seguir un horario estricto porque sino encuentro cualquier excusa para no tener que enfrentarme a las paginas en blanco. Escribir novela es un ejercicio de concentración intensa en un periodo dilatado de tiempo, de modo que no hay que desperdiciar fuerzas. Lo importante, a la hora de ponerse a escribir, es la autodisciplina. 

¿Tiene algún libro en mente? ¿Al menos una zona del mundo en la que esté buscando una historia?

Todavia no, preferia darme un tiempo antes de embarcarme en otra historia. No me importaría repetir sobre la India.

¿No le interesan las historias de ficción?

Si, siempre que estén basadas en historias reales. Si me suena a ‘fabricado’, no me gusta.

¿Por qué ha decidido participar en la Feria del Libro de Alicante?

Porque pienso que este año la Feria será mas importante que otros años y porque Alicante es un territorio amigo para mi (viví en Finestrat muchos años). Además, el protagonista de mi novela A flor de piel, el Dr Balmis, era oriundo de Alicante y en el libro hablo un poco de como era la ciudad en aquel entonces.