El Turista


 Por Eduardo Boix

 

Ya llegan las vacaciones de verano. El sol en lo mas alto lleva anunciándolo más de un mes Según los meteorólogos este año vamos a disfrutar de una estación suave, aunque en tierras levantinas eso no hay quien se lo crea. Ya se percibe la humedad de una zona que como siempre digo es privilegiada. Hoy Alicante es un destino ideal para el turismo norteño, tanto dentro de nuestras fronteras como fuera. Esta provincia reúne todos los requisitos para ser referente, en cuanto a turismo se refiere. El turismo es nuestro motor económico, por lo que se deberían comenzar a hacer estrategias, tanto para promoverlo, como para generar más turismo si cabe. Que se diversifique la variedad de posibles visitantes, que sean grupos heterogéneos, edad, sexo, nacionalidad.

Hace unas semanas acudí a una reunión multitudinaria, con todo el sector hostelero de Murcia. No descubrí nada nuevo, pero si que me di cuenta de un problema que tiene todo el sector: el desánimo. La hostelería por desgracia ha sido siempre un trabajo de paso, para estudiantes en verano y mientras no salía algo mejor. Muchas personas por las circunstancias, al final han tenido que optar porque este sea su modo de vida, pero en la mayoria de lso casos no lo hacen por pasión. ¿Quién podría ser el culpable? La mayoría de veces el culpable es el empresario, que no sabe ni se ha procupado de motivar a sus empleados, porque un trabajador feliz hace felices a los clientes.  La proliferación de programas de cocina en TVE han cambiado en parte esa concepción de la hostelería. Gente como Ferrá Adriá, Los hermanos Roca o Alberto Chicote, se han convertido en ídolos de masas. Son personajes públicos que tienen fama y prestigio. La hostelería ya no es un lugar de pobres, ahora es de gente VIP, si logras ser un gran hostelero serás una persona de prestigio. Debemos de cambiar la concepción de las cosas, nos merecemos ser los números uno en un sector al que estamos llegando tarde, pero la dicha si que es buena.